“Estatal Corpoelec se cae a pedazos por ineficiencia”

DIARIO EL CARABOBEÑO

 

Abel Guzmán y demás dirigentes sindicales, cuando declaraban a la prensa.
Abel Guzmán y demás dirigentes sindicales, cuando declaraban a la prensa.

Dirigentes sindicales del sector eléctrico sostienen que la situación de Corpoelec es crítica. Precisaron que la empresa socialista se está cayendo a pedazos debido a la desidia e ineficiencia de los gerentes regionales y del Departamento de Asuntos Corporativos.

Abel Guzmán, secretario general del Sindicato de Trabajadores de Corpoelec Carabobo, hizo serios cuestionamientos al funcionamiento de la corporación, acompañado por otros dirigentes del sector eléctrico de los estados Aragua, Cojedes, Falcón, Lara y Guárico.

El Estado es el que debe garantizar los servicios públicos a la ciudadanía, por lo hizo un llamado al presidente de la República, Nicolás Maduro, al ministro Jesse Chacón, al gobernador Francisco Ameliach y al Poder Popular para que sean garantes de que Corpoelec cumpla son sus obligaciones.

A pesar de que los trabajadores tienen sentido de pertenencia por la empresa, refirió, no se les está garantizando herramientas, vehículos, cortacorrientes, fusibles y mucho menos transformadores para solucionar las falles del sistema eléctrico en las comunidades. Por eso hay sectores que duran hasta una semana sin servicio eléctrico.

Los dirigentes sindicales tienen tiempo denunciando que en las subestaciones, almacenes y centros de servicio, se encuentran acumulados miles de transformadores quemados, pero el Departamento de Asuntos Corporativo no busca solución al problema.

El dirigente sindical denunció que debido al incendio de la sede de Corpoelec en Prebo, el personal fue transferido a torre 4, donde ahora laboran mil personas en condiciones infrahumanas, porque ni siquiera tienen baño ni agua a su disposición.

La empresa no cuenta con papel para imprimir las facturas que se les va a entregar a los suscriptores.

Adicionó que los trabajadores (44 mil en todo el país) tienen cuatro años con el contrato colectivo vencido. Desde hace cinco años no se les dota de uniformes y la póliza de HCM se ha convertido en un vía crucis para los trabajadores y sus familiares.

El Departamento de Asuntos Corporativos está acabando con la empresa, porque el personal está laborando con las uñas para  prestar el servicio a la población, sentenció.

Igualmente denunció que a los trabajadores les está llegando el pago del sueldo incompleto, y los jubilados están ganando menos del salario mínimo. Algo similar ocurre con las vacaciones y las utilidades.

Subrayó que falta personal operativo, ya que hay centros de servicio con déficit de linderos y lectores cobradores, lo cual impacta negativamente la operatividad de la empresa.

La escuela de formación que ha graduado más de 80 promociones, no ingresó este año a ningún estudiante, por lo que el sector laboral exigió la reactivación de este instituto de manera inmediata.

Guzmán invitó al ministro Chacón a reunirse con los trabajadores y visitar las infraestructuras para que conozca la situación, y que no esté haciendo caso a informes donde se maquilla la realidad de la empresa.

http://www.el-carabobeno.com/miscellaneous/impresa/