Ministro Motta Domínguez insta al sector residencial a bajar el consumo eléctrico

CORREO DEL CARONÍ

 

Las interrupciones eléctricas no programadas se han incrementado en los últimos días
Las interrupciones eléctricas no programadas se han incrementado en los últimos días

mramirez@correodelcaroni.com


El ministro de Energía Eléctrica, Luis Motta Domínguez, aseguró este jueves que el sector residencial -que representa 60% de la demanda eléctrica nacional- no ha logrado reducir el consumo eléctrico, mientras que los grandes usuarios de energía, como centros comerciales y hoteles han reducido un 4% de uso.

Los planes de ahorro energético “han sido efectivos en los grandes usuarios, centros comerciales e industrias, sin embargo, en la parte residencial no ha sido efectivo. Estamos esperando que después de esta Semana Santa, declarada no laborable, vamos a hacer otra nueva evaluación para ver los resultados sobre todo en el consumo residencial”, dijo.

El Ejecutivo ha tenido la soga al cuello en materia eléctrica, no solo por los embates del fenómeno climático El Niño que ha contribuido a la baja vertiginosa de los embalses que alimentan a las centrales hidroeléctricas, sino por la baja disponibilidad de la generación termoeléctrica.

El racionamiento impuesto a los centros comerciales, a la par de otras estrategias de ahorro como ordenar mantener apagadas las acerías de la Siderúrgica del Orinoco Alfredo Maneiro (Sidor) en Guayana, no han rendido los resultados esperados en frenar el descenso de Guri, la principal fuente hidroeléctrica del país que junto a las centrales hidroeléctricas Caruachi y Macagua, aportan cerca del 60% de la demanda eléctrica nacional.

De allí que Motta Domínguez hiciera un llamado “a hacer un uso eficiente de la energía, sobre todo en la parte de los aparatos eléctricos, llámense cocinas eléctricas, aires acondicionados, en estos momentos en los que tenemos altas temperaturas, todo esto para minimizar el efecto negativo que tiene el fenómeno climático El Niñoen los embalses, especialmente en los embalses de generación hídrica”, expuso, según reseña de la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

Recientemente el Ejecutivo nacional decretó los días 21, 22 y 23 de marzo como no laborables para el sector público y privado, con lo cual pretende retrasar el colapso en el sector eléctrico.

Al 17 de marzo de 2016, la cota del embalse de la central hidroeléctrica Simón Bolívar en Guri se ubica en 246,53 metros sobre el nivel del mar (msnm) de acuerdo con datos de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), es decir, a 2,53 metros del inicio de la zona de colapso que los expertos ubican entre la cota 244 y 240 msnm.

En este nivel, las turbinas están a riesgo de experimentar cavitación, lo que potenciaría el desprendimiento de partes y piezas. En la cota 240, aseguran los especialistas eléctricos, es necesario apagar ocho turbinas de la casa de máquinas II de Guri que no podrían operar con tan bajo nivel de agua.

Aumentan cortes no programados

El descenso cada vez más rápido obligaría a aumentar los racionamientos eléctricos, un escenario que coincide con el incremento de las interrupciones eléctricas no programadas en los últimos días en todo el país, atribuidas por los usuarios a la crisis eléctrica.

http://www.correodelcaroni.com/index.php/economia/item/43301-ministro-motta-dominguez-insta-al-sector-residencial-a-bajar-el-consumo-electrico